domingo, 18 de julio de 2010

BIBLIOTECA POPULAR II

Complementado la entrada anterior ahora rescato imágenes de Biblioteca Popular ("el libro"). En este caso los invito a ver su tapa, la página donde se da a conocer los integrantes del taller que participamos de esta antología y el prólogo de Miguel Catalá. Cabe aclarar que Anahí Barros firmaba con su seudónimo: Ihana Márquez.

Anteriormente comenté que la edición de este libro fue artesanal. Y en ese sentido debo agradecer la colaboración y paciencia de Jorge Pérez y Hugo Ghiselli, los imprenteros que tuvieron que padecer nuestra ansiedad. Pasamos varios días en la imprenta intercalando las hojas y armando los ejemplares. Llovía permanentemente y hacía frío; aún recuerdo el sabor de una maravillosas masitas de limón que amasó Andrea Reboratti y que ayudaron a soportar ese tiempo inclemente.
En tren de agradecimiento es necesario recordar la gentil colaboración de Aliana Signorelli, de Librería Orihuela (nos suministró las resmas de papel) y Amsafé Constitución que solventó parte de los gastos de impresión. Por lo cual el nombre del libro tiene un profundo significado que se entronca con su gestación y posterior nacimiento. Fue un proyecto verdaderamente "popular".



Prólogo
Los poetas y escritores Sonia Martínez de La Rosa, Ihana Márquez (Anahí Barros), Ana Laura Buono, Sandra María Caroso, Andrea Reboratti, Gabriela Lorenzo y Ariel Gómez, son integrantes del Taller de Lecto-Escritura que funciona desde 1994 en la Biblioteca Popular María Perrissol de Villa Constitución. Desde mi lugar de coordinador no puedo, ni quiero, eludir la responsabilidad de escribir estas líneas introductorias.
El lector podrá encontraren este pequeño libro las huellas individuales de cada uno de los poetas y escritores, pero también, podrá observar en la producción huellas colectivas, temores, emociones y el modo grupal; de resolverlos. Esto hace que sea posible concebir una publicación conjunta, entendiendoconjunto ya no como una suma de esfuerzos particulares, sino como una auténtica experiencia de mancomunión.
Quien sociabiliza su escritura, su arte, brinda, comparte un pedazo de su alma, un trozo de su corazón. En este sentido pido al lector que tome este obra como una exposición de los sentimientos más profundos de sus autores, en un intento de extender los lazos solidarios que cultivamos en el seno del taller.
En este libro nos encontramos con poetas y escritores conocidos, como Andrea o Ariel, junto a otros para quienes ésta constituye su primera aparición en público. Ello nos habla básicamente de que en nuestro taller, en nuestra experiencia colectiva, hay una apuesta permanente a la creatividad grupal.
Lecto-escritura implica para nosotros un perfeccionamiento permanente en la maravillosa herramienta que tenemos en nuestras manos, "la palabra", y es nuestro objetivo volcarla y reproducirla, por difícil que ello parezca en los tiempos que corren para América Latina en general y para nuestro país en particular.
La opción por la lucha, en el sentido de no desentenderse de los problemas históricos y actuales de nuestra Argentina, de nuestra América, está puesta con v igor y a las claras en cada uno de los trabajos que aquí presentamos, y la necesidad de agruparlos para salir adelante está demostrada en el gesto de presentar una obra de conjunto.
Decidimos denominar a esta publicación "Biblioteca Popular" porque, además de referenciar a nuestro ámbito de trabajo, creemos que sintetiza el espíritu colectivo y la intención de colaborar en la ampliación de las fronteras de la lecto-escritura en nuestra región y en nuestro país.
Miguel Cátala Agosto de 1995

No hay comentarios:

Publicar un comentario